Conciliando

¡Muy buenas!

 

 

Hoy vamos hablar sobre la conciliación familiar y laboral.

Hace unos meses tuve la suerte de escuchar la gran ponencia de Laura Baena en Bloggever: La renuncia NO es una solución.

Había escuchado a Laura en televisión varias veces y hacía tiempo que seguía al Club de Malasmadres pero escucharla en directo fue espectacular.

Su lucha, nuestra lucha, es la lucha de todos. Hombres y mujeres, porque cuando realmente consigamos que la conciliación sea un hecho real nos beneficiaremos todos.

 

Será real:

  • Cuando no nos echen del trabajo por tener un embarazo complicado.
  • Cuando no tengamos que renunciar a seguir creciendo como profesionales.
  • Cuando tampoco tengamos que renunciar a ver crecer a nuestros hijos.
  • Cuando el estado se de cuenta de que no podemos descuidar al futuro.
  • Cuando realmente las empresas nos respeten y respeten a nuestros hijos.
  • Cuando no tengamos que renunciar a nada por imposición de otros.
  • Cuando tengamos alternativas y podamos decidir lo que mejor se adapte a nuestra familia

Entonces todos saldremos ganando.

Es una lucha que, como otras, afecta en mayor medida a las mujeres. Pero eso no quiere decir que no tengamos que luchar todos, al contrario.

Yo no quiero que los hombres sientan miedo al decir en el trabajo que van a tener un hijo, quiero que dejen de sentirlo las mujeres.

No quiero que sean los hombres los que tengan que renunciar obligatoriamente a su carrera profesional para cuidarlos, sino tener ambos la oportunidad de conciliar y que seamos nosotros, como familia, quien decida cómo criar a nuestro hijo.

No quiero que sea el hombre quien asuma toda la carga de trabajo (físico y mental) en casa, sino que exista un reparto justo. Como bien decía Laura, un trabajo en equipo.

No quiero que ninguno de los dos renuncie a su trabajo si eso no es lo que desea, ni queremos que ninguno de los dos renuncie a ver crecer a su hijo.

Aguamarina Casa Nido nace como una opción para facilitar la conciliación laboral de las familias. Como una opción para todas esas personas que deciden, o se ven obligadas, a dejar el cuidado de sus bebés en manos de otra persona.

Intento que Aguamarina Casa Nido sea una prolongación de su propio hogar, que los peques sientan que están como en casa.

Pero eso para algunas familias no es suficiente, hay madres, padres, que desearían poder estar más tiempo con sus hijos, y sí, el nido es una prolongación de su hogar, pero yo no puedo sustituir a sus padres.

Las madres de día creamos un vínculo y realizamos ese cuidado desde el afecto y el amor más profundos, pero nunca seremos como sus padres. No podemos permitir que existan familias que se sientan obligadas a dejar a sus hijos al cuidado de otros durante jornadas excesivamente largas.

Por más que los profesionales de la educación nos formemos, seamos respetuosos, creemos vínculos, nunca, nunca seremos igual que los padres. Y desde esa humildad, siendo conscientes de que donde mejor está un peque es en su casa con su familia, es desde donde trabajamos para poder hacer las cosas de la mejor manera posible.

Y para nada es esto una crítica a las familias que deciden dejar a sus hijos al cuidado de otras personas, faltaría más, pero defiendo que esa decisión no sea obligada. Que existan alternativas reales para familias que busquen otros modos de conciliar.

Al igual que deberían existir diferentes alternativas a la hora de elegir dónde dejar a tu hijo. En otro post os hablaré sobre las diferentes opciones y qué me parece cada una de ellas.

La opción de dejar a tu hijo al cuidado de otras personas cuando aún es un bebé debería ser eso: una opción, una elección de cada familia. Lamentablemente demasiadas veces es una obligación, no hay otra salida.

Quiero aprovechar el post de hoy para animaros a seguir al Club de Malas Madres y luchar para que realmente se produzca un cambio en el tema de la conciliación.

Y vosotros, ¿habéis podido conciliar de la manera que os gustaría?

¡Nos vemos el próximo martes!

Instagram

Click Here to Leave a Comment Below

Leave a Reply: